Una vuelta por Arinaga

Arinaga se ubica en el municipio grancanario de Agüimes

grancanariaDentro de los límites del municipio de Agüimes, en Gran Canaria, se sitúa un enclave costero que cumple las expectativas de todos los fans de pasar un día con el mar como acompañante: la playa de Arinaga.

Tanto residentes como turistas, sabedores de la benevolencia del clima y la templanza de las aguas en este lugar, se acercan en cualquier momento del año para tomar el sol y darse un chapuzón.

Por otro lado, el viento sopla con la intensidad exacta y en los puntos precisos para no incomodar a los que quieran disfrutar de un día plácido de playa a la vez que forma las condiciones ideales para los que deseen practicar deportes como el surf o el windsurf, especialmente en verano.

Además, la playa está recorrida de punta a punta por una avenida marítima magnífica con todo tipo de servicios.

Pinceladas históricas de Arinaga

Los primeros asentamientos poblacionales en la zona de Arinaga se produjeron allá por el siglo XVI, debido a la abundancia de piedra caliza en este espacio geográfico.

La cal que se obtenía de este tipo de roca era fundamental como material de construcción, por lo que se generó una importante industria para su extracción y posterior comercio en toda la Isla, con el consiguiente desarrollo económico y demográfico de Arinaga.

El Museo de la Cal de Risco Verde, ubicado en el paseo marítimo de Arinaga y formado por varios hornos de cal, se constituye como un centro cultural perfecto para conocer cómo era el proceso de obtención de la cal y todo lo que supuso su comercio para este territorio.

Asimismo, a lo largo del siglo XVI también se establecieron dos actividades más en la zona de Arinaga: la pesca y la producción de sal, como se puede apreciar en sus salinas.

En la actualidad, Arinaga cuenta con uno de los polígonos industriales más relevantes de la Isla.

Por otra parte, el faro de Arinaga se erige como otro punto de interés histórico.

En el Museo de la Cal de Risco Verde se puede conocer cómo era el proceso de obtención de la cal

Se trata de uno de los más antiguos de Canarias, ya que fue levantado a finales del siglo XIX. Ahora, alberga un restaurante donde se puede degustar una excelente cocina canaria y mediterránea con unas fantásticas vistas del entorno.

La baliza se encuentra dentro del Monumento Natural de Arinaga, espacio protegido por sus valores etnográficos y paisajísticos, entre los que destaca la Montaña de Arinaga, y su biodiversidad, al ser hogar de algunos endemismos.

De fiesta: la Vará del Pescao

A finales de agosto se celebra uno de los acontecimientos más animados de Arinaga, en el marco de las Fiestas en Honor a la Virgen del Pino: la Vará del Pescao. En este festejo, que refleja la tradición pesquera del lugar, destacan las pequeñas embarcaciones que se ponen sus mejores galas para recorrer un trayecto por las calles más cercanas a la costa de Arinaga, así como los centenares de pescado, sobre todo sardinas frescas, que se asan para los miles de asistentes. Además, también participan carros preparados para la ocasión que amenizan esta romería y ofrecen comida y bebida a todo el que se acerque. Por otra parte, tras finalizar el desfile de las barcas, la música de verbena toma el relevo para poner un punto y final perfecto a un día de lo más entretenido. En definitiva, una fiesta desarrollada en un ambiente tradicional, cercano, divertido y veraniego que atrae cada año a más visitantes.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.